16.11.17

Post-Expresionismo

Balthus
El debate sobre qué cosas son suceptibles de ser consideradas arte es algo que me parece interminable.
Balthus, por ejemplo, un polaco de los años 30 pintaba niñas siendo masturbadas y otras yerbas. Balthus era el único artista con vida que tenía obras en el Louvre hasta 2001 cuando murió, no es un 4 de copas. Y tampoco es "políticamente correcto".
Otto Zitko es un "genio" del arte contemporáneo, sus obras cotizan en U$D10.000 como barato. Si el caso de Balthus es el de un provocador nato el de Zitko es distinto; se enmarca en la modernidad líquida desarrollada por @ZigmuntBauAcci. Provocar provocan muchos, basta ver el "arte" de Kim Noble para tener otro ejemplo. Estar en un espíritu de época es bien diferente. Cuando Zitko hace un "arte" sin forma compuesto de manchas al azar que puede hacer cualquier niño de 2 años, está expresando algo. El arte abstracto no figurativo tiene que ver con el proceso de urbanización social, en la ciudad la masa esconde al individuo (...)
En mi opinión el supuesto arte de Zitko es una reverenda porquería, no debería ni existir. Sucede que cuando vos hacés un arte "sin talento", que en definitiva es un arte "que puede hacer cualquiera" estás negando al autor, proyectándolo (recordemos -desarrollemos- a Fernando Pessoa). Ese "arte" que dice que no existe la individuación, todo es lo mismo, "esto lo hace cualquiera", sí, lo hace cualquiera, ese es el juego. La modernidad, el neoliberalismo y el exilio Campo//Ciudad influyen en el concepto de individuo. Y el arte lo expresa. Sin talento, sin genialidades pictóricas ni destellos, pero mediante la reflexión se evidencia un contexto, se expresa algo.
Yo a esto más que arte abstracto le llamaría Post-Expresionismo, un arte que podría no existir y ser reemplazado por manifiestos teóricos.
Aparte, esa desmantelación del sujeto corresponde con la generación X, para la cual da todo lo mismo, y todo chupa bien un huevo. Las manchas son más que manchas, son parte de un proceso de desintegración nihilista.

9.11.17

para llamar la atención


cómo son, ¿no?
esto está pre-vendido, ya ni importa si los vehículos traen ruedas siquiera, lo que importa está afuera del artefacto. lo importante, lo que se compra, es una forma de prestigio social (zoocial), "careteo", compensar el pito corto, que no es un pene físico (poco nos importa, no viene al caso) sino figurado, psicológico.
¿qué parte de "llamar la atención" debería ser determinante para la venta de un 0Km?
La industria automotriz está diseñada de forma tal que le vende a los usuarios un montón de cosas que no necesitan pero a las cuales renunciar significa un modo de degradación. los autos traen sensores hasta para medir la presión del aire, cámaras en los espejos (que no son sino para ver, no necesitan cámaras) y sistemas automáticos hasta para evitar tocar un botón. el siguiente paso es que sustituyan el parabrizas por una pantalla LED HD con acceso a google. el auto se estaciona y se conduce sólo, el auto trae un botón para dejar de ser auto.
lo que se vende con un auto es todo un mecanismo de apropiación de títulos nobiliarios lustrados. lo que se vende es algo pre-vendido, que podría no existir y de todos modos sería vendido con otra forma y color.
es la eterna voluntad humana de caretear, de querer mostrarse superior, dominante. y más que humana diría masculina, por ahí viene lo del pito corto.

30.10.17

Sobre la TV

Extractos iniciales de Sobre La TV, de Pierre Bourdieu. Dando click acá pueden leer el PDF, sugiero la compra del ejemplar físico.






20.10.17

Casa Azul


Zona desmilitarizada
En 1968, 30 soldados norcoreanos de la unidad de fuerzas especiales 124 fueron a Corea del Sur. Misión: matar al Presidente surcoreano.
Pasaron la frontera haciendo un agujero en la valla de la zona. Luego fueron a casa presidencial caminando, como un surcoreano más. En una de las acampadas que hicieron por el camino los descubrieron 4 surcoreanos. Lejos de matarlos lo que hicieron según las crónicas fue hablarle de lo maravilloso que era comunismo y seguir con su itinerario. Tres días después del inicio de su periplo llegaron a Seul. Allí, se pusieron uniformes del ejército surcoreano que traían consigo desde el norte. Dos policías que pararon al grupo murieron tiroteados, y tras una suculenta balacera había 92 bajas surcoreanas entre muertos y heridos. Uno de los comandos norcoreanos fue capturado y se las arregló para suicidarse. El resto huyó y fueron cazados durante los días siguientes. Todos menos uno, que capturaron y no se suicidó (vivo a día de hoy según wiki) y al otro día volvió a Corea del Norte. 
La revancha
Los surcoreanos intentaron hacer lo mismo el año siguiente y alcanzaron niveles dignos de anime.
Reclutaron a 31 civiles: chorros, criminales y jóvenes desempleados. Les prometieron mucho dinero.
Los llevaron a una isla de mierda para entrenarlos intensivamente. Tan intensivo fue el entrenamiento que siete murieron durante el entrenamiento. Esta unidad (Unidad 684) tenía el único objetivo de matar a Kim Il Sung pero al poco de formarse, las relaciones entre las Coreas mejoraron.
Misión cancelada. Entonces los criminales surcoreanos enloquecieron, mataron a 6 guardas de la isla, se fueron a Corea del Norte, secuestraron un bondi y todo este parabellum terminó con algunos suicidándose con granadas y otros tantos siendo tiroteados. Sobrevivieron cuatro, a los que juzgaron y ejecutaron.
Y esa es la historia de las Coreas intentando asesinar al presidente opuesto.
Otra historia hermosa de las coreas refiere a por qué tuvieron que poner estríctas nornas sobre el tamaño de las banderas en Panmunjom, la zona limítrofe desmilitarizada.
En Panmunjom hay una “zona segura” donde los de uno y otro lado se reúnen a hablar sus cosas de coreanos. Resulta que el post-conflicto coreano está plagado de altercados rarísimos, y en esta “zona segura” ha habido unos 800 desde el 53.
Peleas a las trompadas, insultos, luchas cuerpo a cuerpo con martillos y destornilladores, un árbol que casi empieza la guerra otra vez.
 El árbol de la discordia

Durante las reuniones iniciales, una noche se cuelan en la sala donde se van a encontrar varios norcoreanos con un montón de sierras. Con nocturnidad y alevosía, cortan un trozo de las patas de las sillas en las que se van a sentar los aliados. Cuando estos llegan y ven que están sentados por debajo de sus interlocutores, muy enojados se retiran de la charla. Como represalia, durante la siguiente reunión, los surcoreanos llevaron una bandera que pusieron sobre la mesa. Los norcoreanos también se enojan y deciden retirarse, pero acuden a la siguiente reunión con su bandera. Más grande, más maravillosa, más bandera.
En la siguiente reunión los surcoreanos llevaron una bandera sensiblemente mayor. Tipo Nacional vs Peñarol pero con asiáticos. La salvaje escalada en los tamaños de banderas continuó imparable. Llegó a su fin cuando convocaron una reunión especial para tratar el tema. La reunión no acontenció porque se dieron cuenta de que se estaban comportando como idiotas, algo que los hinchas de Peñarol y Nacional aún no hicieron... Desde entonces, las banderas han permanecido más o menos estáticas.


BUENA PARTE DE ESTA HISTORIA FUE TOMADA DE ESTA CUENTA DE TWITTER, A LA CUAL LE AGRADEZCO EL APORTE.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...