27.7.17

de las aplicaciones del denominado "poder real"

inaplicable
Con frecuencia leo personas hablando de capitalismo, corporaciones, el poder real y cómo este controla a los políticos o los limita... Yo creo que el "poder real" (siguiendo a la Esc. de Frankfort) es innegable, pero me parece discutible que actúe en Uruguay.
No creo que corporaciones con presupuestos de países medianos estén interesadas en "controlar" un país provincial como mi querido Uruguay. Ese poder es innegable, nunca es inocente y es tautológico. Discutirlo es discutir sobre si existe o no Dios buscando pruebas.
Nunca en inocente no en el sentido de que es culpable de cualquier cosa que se le acuse, sino de que sus intenciones nunca son cándidas. Esto lo planteó Foucault, quien además señaló que el poder ES UNA ESTRUCTURA y NO UNA PERSONA O GRUPO.
El poder tiene que ver con un ordenamiento de las relaciones de poder. ¿Ven? Es tautológico, no se explica el poder sin hablar de poder.
Por eso es difícil combatirlo, porque su naturaleza es ilógica, no responde a un razonamiento correctamente estructurado sino a una biología (eso que llaman biopolítica). Solo sabe ser. Además, en su ontología, el poder sólo se busca a sí mismo; multiplicarse, potenciarse. Tiene una avaricia fractal, como no es ni depende de un ser, el poder no tiene techo para su ambición, tal como cualquier forma de vida, sólo busca derrarmarse y ser más, conseguir más poder: metástasis. De eso se habla cuando se dice que no es inocente.

OK, todo bien, pero TODO ese poder tan bien descrito, apenas opera en Uruguay. Al poder no le interesa nuestro país. Cuando hablan de Monsanto en plan conspiratorio y cosas así tienen que entender que su interés por Uruguay es nulo, que semejante compañía (por poner un ejemplo) tenga interés en un país lateral como Uruguay dejaría en evidencia un tremendo error en la composición de un monstruo de esas proporciones, dejaría clara una debilidad del mismo.
Insisto, nada de eso niega la naturaleza aberrante del "poder real", pero es un tema de intereses y de que valga la pena o no.
Lo más parecido a "poder real" que tenemos en Uruguay es López Mena, Casal... cosas así, que atraviesan la política. Cuando hablamos de corporaciones, en Uy, estamos hablando en abstracto, lo más parecido que conocemos son magnates de la miseria

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...